lunes, 24 de julio de 2017

Botsuana VI – Del Delta a Savute

Nuestro lodge estaba tan apartado, que el camino al aeropuerto se convirtió en un improvisado safari. Marchábamos rumbo a Savute, otro parque de Botsuana, pero primero pudimos fotografiar una buena variedad de animales.

Eso sí, los únicos carnívoros que habíamos visto hasta entonces fue un grupo de leones.


En esta manada de búbalos había algunas crías descansando.


Las cebras seguían sin querer saber nada de nosotros, y nos vigilaban por turnos, pero se alejaban en cuanto nos deteníamos.




Volvimos a pasar por la zona quemada, donde un elefante solitario nos saludó.




Ñus e impalas complementan el lote, así como una de las pocas águilas pescadoras que pudimos ver volando en todo el viaje.





Algunos echan a correr en cuanto nos acercamos mientras la pista vuelve a desaparecer bajo las aguas. Al ser el final de la temporada seca todavía hay poca agua.





Así llegamos a la magnífica pista de aterrizaje, desde la que una Cessna 206 Stationair nos llevaría a Savute. Una vez más tendríamos que hacer de contorsionistas para entrar.





Menos mal que no somos aprensivos.

13 comentarios:

unjubilado dijo...

¡Menudo safari fotográfico!, ahora, cuidado con los elefantes que desde que estuvo un tal Juan Carlos creo que esos proboscidios tienen manía a todo lo que les apunte.

celebrador dijo...

Esa zona quemada se regenerará si no la "machacan"

Senior Citizen dijo...

Y cuando la pista desparece bajo el agua ¿que pasa? Del viaje y de ver los animales en su medio mejor no digo nada...

Frine Laena dijo...

Que cantidad de animales, y no hay ningún parlamento cerca

portentoso

Kisss y Kisss

Nélida G.A. dijo...

¿Contorsionista? Jaja. Muy bueno.
En esta entrada nos muestras un recorrido salvaje y de plena naturaleza. Unos parajes muy fáciles de reconocer aunque nunca se haya estado en ellos.
Bonitas fotografías.
Genial que los animales al ver que se acerca gente, huyan. Lo malo sería lo contrario. Ojalá no perturben nunca su hábitat ni a ellos mismos.
Un beso.

Rud dijo...

Hola, Tawaki
Estás lejísimos, al sur del continente africano. Veo a Botsuana como un enorme zoológico sin fronteras, ni jaulas; animales en libertad pero que siguen temiendo a los humanos. Hermoso material gráfico, qué maravilla.
Millones de gracias por compartir la belleza, la alegría y tus pensamientos.
Un abrazo

A Casa Madeira dijo...

Poder ver essa quantidade de animais é uma grande sorte.
Tudo solto, livre no seu habitat acho que
não tem preço.
Adorei ver as imagens.
Boa entrada de mês.
Abraços
janicce.

Laura. M dijo...

Animales en su hábitat natural Javier, libres. La pista de lujo:)) Preciosas fotos.
Besos.

nélida dijo...

Ultimamente África se ha transformado en el país que más visito a través de tus imágenes, de las de mi hermano y el de una fotógrafa inglesa, si mal no recuerdo. Definitivamente no dejo de maravillarme.

¿Cómo se llama el pájaro de la primera foto?
La cebra está pensando: otra vez éstos por aquí. ¿Y ahora que querrán?
Tawaki responde desde el objetivo: una foto más presentables de ustedes :)

Hermoso paseo.
Gracias!!

Tawaki dijo...

Un jubilado, con los animales salvajes siempre hay que tener cuidado. Más aún con aquellos que siguen siendo cazados en la actualidad.

Celebrador, es un incendio natural, uno más de los muchos que hay por aquí y se regenerará muy pronto. Es una de las muchas formas que tiene la Naturaleza de protegerse a sí misma, y aquí no hay recalificaciones ni corrupción urbanística.

Senior Citizen, cuando llegan las lluvias toda esta zona se inunda. Es el delta del Okawango, uno de los pocos ríos que no desemboca en el mar.

Frine Laena, es que estos animales on decentes.

Nélida G.A., yo me conformo con que posen para la foto, no pido que coman en mi mano, algo que considero contraproducente, pero es que estos se daban la vuelta a la mínima. Se nota que no hay mucho turista habitualmente por allí. Tenías que ver el tamaño de las avionetas. He visto armarios más grandes.

Muchas gracias por vuestros comentarios.

Tawaki dijo...

Rud, en este blog lo mismo estamos aquí al lado que en la otra parte del mundo, pero siempre saltando de un lado a otro sin orden ni concierto. Botsuana es una maravilla de país que no me cansaría de recorrer nunca, un escaparate privilegiado de la vida salvaje.

A casa Madeira, fue un viaje del que guardamos unos recuerdos excelentes. Nos gustn los animales y la naturaleza en general, así que Botsuana está entre nuestros destinos preferidos. Me pregunto si algún día podré volver.

Laura M. ya sabes, os lleváis la Vespa y a hacer kilómetros entre acacias y leones ;))

Nélida, me temo que no sé cómo se llama, lo siento. África es extraordinaria y creo que la seguirás viendo mucho por aquí, porque no me canso de visitarla. Todo el mundo te dice que te atrapa, y es completamente cierto. Si a eso le añadimos mi gusto por los animales, entonces tengo el cóctel perfecto.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

RosaMaría dijo...

Qué belleza de fotos! Un paseo magnífico antes de subir a la avioneta, imagino que se movería bastante el vuelo.Me gustó como todos los animales miraban, parecía hasta familiar, y luego al darse vuelta mostrando sus nalgas tan estilizadas. Me encantó este post. Besos.

Tawaki dijo...

Rosa María, tuvimos suerte y fue un vuelo tranquilo a pesar de lo diminuto del aparato. Los animales están poco acostumbrados a los humanos en esa zona y a la mínima se dan la vuelta, pero algunos nos miraron con auténtica curiosidad. Un beso.