domingo, 30 de octubre de 2011

Huayna Picchu

Parte de la aventura de visitar las ruinas de Machu Picchu es ascender al Huayna Picchu, el pico más famoso, el que sale en todas las fotos. Machu Picchu, el que les da nombre, significa montaña vieja y es el que queda habitualmente a la espalda. Huayna Picchu es montaña joven.


El único problema es que la entrada está limitada a cuatrocientas personas diarias, así que lo mejor es levantarse tempranito, a las cuatro de la mañana, habiéndose garantizado la tarde anterior un lugar en el primer autobús. Esto lo podéis solicitar en vuestro hotel.

Nosotros estuvimos en el Hotel Sumaq en Aguas Calientes. Fueron tan amables que nos permitieron usar el spa para darnos una ducha a la vuelta de la excursión. Todo un detalle, teniendo en cuenta que habíamos dejado la habitación y que esa tarde nos esperaban varias horas de tren y coche de vuelta a Cuzco.



A esas horas aún no ha amanecido, pero el frescor hará más fácil la ascensión. La entrada está al otro lado de las ruinas, así que conviene estudiar el camino la tarde anterior, para ir directos y sin perder tiempo.




Aunque la subida parezca complicada, Tawaki se informó bien antes de intentarla y os puede decir que no es difícil en absoluto. Se puede hacer en menos de una hora, y las vistas de las ruinas merecen la pena. De hecho son espectaculares.

Es cierto que algunos tramos son empinados y estrechos; en ellos conviene dejar a un lado el vértigo, pero, insisto, es más seguro de lo que parece. Aquí el camino asciende al lado de unas terrazas. Al fondo vemos el río Urubamba.




El premio es poder ver las ruinas de Machu Picchu desde el otro lado y desde arriba, algo poco habitual. A lo largo del camino hay varias terrazas en las que se puede descansar, hacer fotos y admirar el panorama. En la segunda imagen se puede observar la carretera por la que asciende el autobús. Es estrecha y no apta para los que sufran del corazón.



No es que yo sea un kamikaze sentándome tan al borde, las fotos tienen truco, aunque no están retocadas. Yo estaba al borde, pero sin correr ningún peligro.



Luego más tarde, pudimos ver Machu Micchu con sol y hacer más fotos con calma.


Una última foto antes de marchar. Nuestro tren y Cuzco nos esperan.


***

Estaré de viaje casi todo el mes de noviembre.

***

14 comentarios:

Juanjo dijo...

No ascendi al huayna Picchu y la verdad es que despues me arrepenti
Afortunadamente voy bastanta a Peru y espero poder hacerlo algun dia
Un abrazo

Susana dijo...

¡Menuda aventura y qué vistas! ¡Impresionante! Tengo muchas ganas de que este sea mi próximo gran viaje ;). ¡Un beso!

nélida dijo...

Magnífico, impresionante!! y vertiginoso guuuaaauuu!!!
Frente a tanta magnificencia uno se siente chiquito, no?
Felizzz viaje!
Besos

Javier 16 dijo...

Joé Tawaki, casi todo el mes de noviembre fuera por esos paisajes alucinantes.
Me voy a tener que apuntar a tu empresa aunque sea para llevar el botijo.
Qué maravilla de viaje. Disfrútalo.

Saludos.

Leodegundia dijo...

Dos cosas, la primera es que no sabía que se podía subir hasta allá arriba y la otra que con sólo ver las fotos ya me dio vértigo así que ese recorrido no es apto para mi, menos mal que tu haces unas fotos tan buenas que podemos hacer el recorrido cómodamente sentados en la silla de casa.

¿Todo el mes de Noviembre de vacaciones? si es así, que las disfrutes un montón.

Senior Citizen dijo...

Eso sí que es turismo-aventura que no está al alcance de todo el mundo, pues hay que tener lo que hay que tener para subir ahí.

Senior Citizen dijo...

Acabo de caer en la cuenta de que es peor todavía bajar....

Tawaki dijo...

Juanjo, pues me temo que vas a tener que volver por allí, porque es toda una experiencia. Un abrazo.

Susana, vas a flipar. Perú es una maravilla. Un beso.

Nélida, es uno de esos sitios mágicos que hay en el mundo. Uno puede quedarse allí admirándolo durante horas y horas. Un beso.

Javier 16, me faltan tres días para irme y aún no sé si podré. ¿De verdad te quieres apuntar? Un abrazo.

Leodegundia, con un poco de fe se puede subir a muchos sitios ;)) Un abrazo.

Senior Citizen,bueno, impresiona, pero está al alcance de casi todo el mundo. Sólo hay que proponérselo. Un abrazo.

Muchas gracias a todos por vuestros comentarios.

Sylvia Reguero dijo...

Feliz próximo viaje, a mi ya no me impresionan estos anuncios tuyos, poco a poco ya lo veo normal.
Solamente me pongo enfermita de envidia .
Un beso...trotamundos y que hagas muchas fotos

ruma dijo...

Hello, Tawaki.

The graceful sense wraps your artworks.
It's excellent and lovely...

The season of colored leaves, heartwarming atmosphere.

The traditional celebration, kimono infants.

The prayer for all peace.

Greetings.
From Japan, ruma ❀

Tawaki dijo...

Sylvia, te hice caso y me he traído unas cuantas. Creo que me llevará meses ordenarlas. Un beso.

Roberto Ayape dijo...

Un paisaje de vértigo. Sí, tiene pinta de merecer la pena realizar la escensión completa.

Muy buenas fotos.

Saludos,

RosaMaría dijo...

Es algo imponente estar allí arriba! Una explicación extraordinaria de lo que sentiste y las fotos como siempre: fantásticas. Besos amigo

Tawaki dijo...

Roberto, gracias, las fotos me quedaron un poco azules, creo que debería subir un poco la temperatura, pero el sitio sí que es espectacular. Un abrazo.

Rosa María, ahora lo tienes un poco más cerca. Quizás sea la ocasión de hecer una visita. Un beso.

Muchas gracias a los dos por dejar un comentario.